Componer en coautoría siguiendo estos sencillos pasos

por

Sin duda componer canciones en coautoría no es tarea sencilla, pero con estos tres métodos de trabajo se te facilitará el proceso de composición en colaboración con otro autor.

Los métodos están basados en las formas de trabajar que usaban John Lennon y Paul McCartney. Así que te recomendamos tomar nota.

1. Composición fragmentada

El método trata de que cada autor toma turnos para intercambiar fragmentos: puede ser una línea, una parte de la frase (melodía o letra) o una serie de compases. Es decir, uno comienza la melodía o letra y el otro la termina.

  1. Dar con lo que falta

En ocasiones, el problema más frecuente con el que se topa un autor es estancarse en la canción y no conseguir terminarla. Una solución es que otro termine el trabajo. Al recibir la idea, al compañero de equipo es probable que le surjan nuevas y frescas ideas y de esa manera se logra terminar la melodía o letra.

via GIPHY

  1. Fusionar canciones o ideas.

Éste consiste en fusionar canciones inconclusas: La canción inconclusa del autor A se suma a la canción incompleta del autor B; una canción como verso inicial o final y la otra como intermedio, en caso de que ninguna funcione como estribillo.

Un ejemplo es “A day in the life”, compuesta en tres secciones, la primera y última parte corresponden a la letra de Lennon la cual estaba inspirada en artículos periodísticos y la parte intermedia fue creación de McCartney la cual describía un día de su juventud.

Hablamos de métodos sencillos, pero tomando estos tips tu trabajo final en el proceso de coautoría puede resultar muy satisfactorio.